Febrero: días para disfrutar de gastronomía y vinos ‘made in’ La Mancha

0
160
Calor y vino de La Mancha para disfrutar los fríos días de febrero

Este jueves, 3 de febrero, San Blas despidió el ciclo de los Santos Viejos. También llamados Santos Frioleros, son cinco los canonizados que los componen: San Antón, San Idelfonso, la Virgen de la Paz, la Candelaria y San Blas. El ciclo de celebraciones de estos santos cuenta con gran popularidad en las localidades de La Mancha, que se suceden días después de la Epifanía.

Días de gran devoción en muchas localidades de La Mancha que dejan una sensación de vacío tras pasarlas. Como este año la Calendaria no ha «predicho» cuánto va a durar el invierno, por aquello de «Si por la Candelaria plora (llueve), ya está el invierno fora; y si no plora, ni dentro ni fora», lo mejor es buscar el mejor plan en casa. Y qué mejor plan que disfrutar de la rica gastronomía manchega, una buen fuego (lumbre para los manchegos), por supuesto, una copa de tu vino favorito de La Mancha.

Febrero, el mejor reclamo para disfrutar de la gastronomía made in La Mancha

Con el frío resistiendo en cada rincón de La Mancha, son días para disfrutar de sus delicias culinarias típicas con las que entrar en calor. De hecho, muchas de ellas fueron creadas con esta misión. Una labor que se completa con la compañía de una buena lumbre, en la que podemos aprovechar los sarmientos sobrantes de la poda para avivar el fuego y, como medio para cocinar los platos.

Por supuesto, qué seria de los platos manchegos sin sus mejores aliados: sus vinos. Así pues, damos un repaso por los platos imprescindibles para disfrutar estos días de febrero (dulces y salados) y los mejores maridajes con vinos D.O. La Mancha. La compañía la eliges tú.

Gachas manchegas, capaces de colorear los días grises de febrero

Gachas manchegas

Un solo bocado de este manjar manchego es capaz de recomponer el ánimo; sobre todo, en los grises y fríos días que otorga el invierno por estas tierras. Aunque siempre hay una buena excusa para probarlas, la tradición reza que si llueve saben aún mejor. De elaboración sencilla y económica, destaca la harina de almortas, que mezclada con agua, crea una crema densa cuya textura emula la de la bechamel.

El punto de deliciosidad lo completan los trozos de carnes fritas que las acompañan, como el chorizo y la panceta de cerdo. Por supuesto, y como buena receta manchega, las gachas son coronadas con ajos y pimentón. Finalmente, y como recomendación fuera de protocolos en la mesa, no te olvides consumirlas utilizando la gran técnica del mojeteo; es decir, acompáñalas con un buen pan. Si es casero, mucho mejor.

Maridajes ideales

La volatilidad de las gachas hacen que puedan ser maridadas con vinos tintos y blancos. Sin embargo, un blanco podría verse superado por los matices de la carne. Es por ello, que un Crianza Tempranillo sería el acompañante ideal para unas ricas gachas manchegas.

*Vidal del Saz Crianza Tempranillo

*Entremontes Crianza Tempranillo

*Flor de Allozo Tempranillo-Garnacha

Tortas de sartén, más allá de San Antón y San Sebastián

Tortas de sartén, Imagen Mycook.es
Imagen: Mycook.es

Rezan los versos más sabios que el «diecisiete, San Antón, el veinte, San Sebastián, y las tortas en sartén friéndose están». Sin duda, una delicia culinaria que podemos (y debemos) disfrutar más allá de del 17 y el 20 de enero. Grosso modo, se trata de una masa de pan frita de forma redondeada. Sin embargo, los/as chefs más expertas, nuestros queridos mayores, desvelan sus propios truquillos para que estén deliciosas.

Por ejemplo, no ser impacientes con la masa y dejarla reposar, al menos, una hora. También, la tradición marca que la masa debe ser estirada en la rodilla y el aceite, preferiblemente de oliva virgen extra, muy caliente.

Maridajes ideales

Uno de los grandes atractivos de las tortas fritas es que pegan con casi todo. Pueden ser acompañadas de chocolate, azúcar, anchoas, queso, jamón, etc. Incluso, hay quienes prefieren comerlas solas. En cuanto a sus maridajes ideales, a no ser que sus acompañamientos sean muy contundentes, lo mejor es decantarse por un blanco joven muy afrutado. Su frescura y sabor, acompañarán a la perfección tus tortas de sartén.

*Besana Real Macabeo

*Fatum Macabeo-Airén-Sauvignon Blanc

*Viento Alíseo Viognier

Duelos y quebrantos, la «merced de Dios»

Duelos y quebrantos
Imagen: Chef Koketo

No hay receta que nos traslade tanto al Siglo de Oro, que los duelos y quebrantos. Un plato que se degusta durante toda la aventura del Quijote de Cervantes; escritor que los hizo famosos y bautizó con ese curioso nombre. Un plato sencillísimo de preparar, pero cuyo sabor logra acercarse a «merced de Dios».

Son tres los ingredientes protagonistas: huevos (revueltos), chorizo o chistorra y tocino de cerdo. Hay quienes utilizan sesos en su preparación, incluso riñones, pero eso ya es a la elección del consumidor.

Maridajes ideales

Un plato tan delicioso y contundente merece un vino de igual firmeza. Por ejemplo, un tinto reserva de la variedad Tempranillo, o un coupage de la misma variedad y Cabernet Sauvignon. La fruta ensamblada con los matices que les aporta la Crianza, aportarán todo lo necesario para rozar el cielo con esta delicia culinaria.

*Viña Cuerva Reserva

* Castillo de Daimiel Reserva

*Estola Tempranillo Cabernet

Flores manchegas, un capricho artesanal

Flores manchegas

Las flores manchegas son otro de las maravillosas recetas manchegas que, al igual que las tortas fritas, cuentan con sus días tradicionales de consumo: el Carnaval y la Semana Santa. Sin embargo, no hay goloso que se resista a probarlas unas semanas antes; provocando también la salivación de aquellos que no han tenido la fortuna de comerlas recientemente.

Estos fríos días de febrero son los ideales para disfrutarlas, con sus ingredientes perfectamente conservados. Además de su original forma floreada (aludiendo a sus orígenes en la institución militar de la Orden de Calatrava), destaca su textura crujiente, llevada a cabo a partir de la fritura de una masa compuesta por huevo, leche y harina, entre otros; posteriormente rebozadas en azúcar blanca.

Maridajes ideales

Disfrutar, este mes de febrero, de las flores manchegas es un placer, que puede resultar adictivo. Así también como cualquier Moscatel de la Denominación de Origen La Mancha fascina por sí solo e incluso puede ser un postre en sí mismo. Sin embargo, como sabemos que no te vas a resistir a ninguno de los dos, deléitate con ellos. Incluso, opta por un Espumoso; no te defraudará.

* La Villa Real Moscatel

* Cantares Semi-Seco

*Puente de Rus Brut Rosé

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here